Causas del apiñamiento dental y cómo solucionarlo

Cuando el ortodoncista propone un tratamiento de ortodoncia se puede deber a múltiples motivos, pero el más común entre los existentes, es el apiñamiento dental que además de implicación estética que tiene este, puede alterar la salud dental.

El apiñamiento dental es una alteración de la colocación de los dientes en las arcadas dentales, provocada por la falta de espacio, ya sea porque los maxilares son pequeños o porque las piezas dentales son demasiado grandes o una combinación de ambas razones. Lo que provocará falta de espacio que originan ese amontonamiento indeseado de los dientes.  Éste apiñamiento puede desencadenar diferentes problemas, a nivel funcional para el paciente y a nivel estético.

Investigando las causas que derivan en esta situación, la que se da con mayor probabilidad es la que se da por una predisposición genética, con ello queremos decir la herencia biológica que trasmite por medio familiar, si se posee apiñamiento dental es muy probable que los familiares también presenten este defecto dental.

Aunque no sólo la genética es lo que causa apiñamiento, existen diversas causas como la pérdida prematura de los dientes temporales, como bien decíamos antes el apiñamiento desencadena problemas como el aumento del riesgo de padecer enfermedades periodontales, por difícil acceso a higienizarse o la aparición de caries dental.

No podemos olvidar con una mala oclusión (encaje de los dientes) puede provocar otra serie de alteraciones no orales como una mala digestión. Ya que como la mordida se ve alterada la trituración de los alimentos también lo estará, y se darán problemas digestivos que afectan a todo el organismo.

Realmente en muchas ocasiones solo nos centramos en la parte estética pero no debemos olvidar la parte funcional del estado de nuestros dientes que hará que tengamos una salud dental adecuada. Además mantener una buena prevención desencadenará en una salud oral en condiciones perfectas.

El odontólogo general nos puede dar una serie de pautas en cuanto a la dieta y a la higiene para mejorar la salud dental hasta iniciar el tratamiento con ortodoncia, nos indicará en la medida de lo posible evitar alimentos excesivamente fibrosos y comer golosinas ya que se tendrá un mayor riesgo de desarrollar caries.

Para poder solucionar el problema del apiñamiento nos derivará al especialista (ortodoncista) para que realice un análisis de la situación de la cual parte el paciente y el grado de gravedad de esta situación.  Hay que mentalizarse que en el caso de que la ortodoncia no sea lo suficientemente efectiva, es probable que se deba recurrir a extraer alguna pieza dental. Normalmente se propone la extracción de unos de los premolares.

¿Se puede prevenir el apiñamiento?

La prevención de apiñamiento es algo complicado es por eso que se recomienda visitar al odontólogo  para que realice una revisión, sobretodo en época de erupción dental cuando los tratamientos de ortodoncia pueden ser más rápidos y efectivos. Aunque la edad no debe suponer un impedimento para arreglar nuestros dientes y lucir una sonrisa armónica y perfecta. En el caso de necesidad programar el tratamiento más adecuado para evitar así su aparición o en su defecto, corregirlo antes de que se agrave. Hoy en día tanto para adultos como adolescentes existen alternativas de tratamiento considerándose la más estética el tratamiento de ortodoncia con invisalign un sistema totalmente transparente y removible, que el paciente puede retirarse para comer o en caso de tener algún evento. No hay excusa para poseer una sonrisa con los dientes alineados, una sonrisa atractiva y totalmente funcional que se consigue al corregir la oclusión( encaje de los dientes).

 

 

Aún no hay comentarios

Dejar un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies