Técnica de Bass para el cepillado dental

En cepillado dental es el método de higiene que nos permite remover de forma más completa y eficaz la placa bacteriana de la superficie de los dientes y encías. Gracias al cepillado dental se pueden evitar graves patologías orales como la caries y la enfermedad periodontal (gingivitis y periodontitis).

Es aconsejable realizar el cepillado dental tres veces al día o después de cada ingesta, principalmente después de las comidas más importantes. Es muy recomendable complementar la higiene mediante la utilización del hilo dental y enjuagues bucales diarios.

Una buena rutina de higiene oral promueve tener mejor salud bucodental y evitar problemas en el futuro. Contrariamente, si no tenemos un cuidado diario de nuestra boca y no tenemos hábitos de higiene oral, se perjudica la estética, ya que unos dientes sucios y con sarro reflejan una imagen descuidada y antiestética.

Se debe ser conscientes de la importancia que recae en la eliminación de la placa bacteriana de los dientes, ya que es la única manera de prevenir de una forma total la caries dental, la enfermedad periodontal y la formación de sarro.

El cepillo dental

El cepillo dental es el instrumento más eficaz para eliminación de la placa bacteriana. Debe reunir unas características de tamaño, de diseño, calidad de los materiales y normas específicas de fabricación.

Estas pueden variar en función de las necesidades y características de cada paciente, ya que la situación concreta de cada uno en un momento determinado exige un cepillo determinado. Por lo general, los cepillos normalmente más recomendados son los que contienen cerdas suaves que evitan el daño del esmalte o la irritación de las encías.

Los movimientos de los cepillos dentales tradicionales realizan las siguientes acciones: horizontal, vertical, rotatoria y vibratoria.

Los cepillos eléctricos, son aquellos que utilizan un mecanismo que produce un movimiento de las cerdas. El uso de cepillos eléctricos tiene múltiples beneficios y sobre todo en determinados casos como; personas de edad avanzada que tienen poca destreza manual etc. No obstante, la importancia recae en la técnica de cepillado y la frecuencia diaria de realización.

La técnica de Bass

La técnica de Bass fue la primera técnica de cepillado dental que se ocupó específicamente de la remoción de placa bacteriana del surco gingival (espacio entre la encía y el diente).

En esta técnica de cepillado dental las cerdas del cepillo se sitúan en un ángulo de 45 grados en dirección al ápice (la raíz) del diente, en el fondo del surco gingival y se produce un momento de vibración en el sentido horizontal.

La técnica de Bass modificada es la más recomendada por los dentistas, se define como la mejor técnica de cepillado para eliminar la placa bacteriana de los dientes. En la modificación de la técnica de Bass el cepillo realiza movimientos de rotación en el surco gingival.

Esta técnica consiste en colocar el cepillo dental en un ángulo de 45 con respecto los dientes, presionando contra el surco gingival, es decir, la zona de unión entre la encía y el diente. Seguidamente, se realizan movimientos muy cortos en dirección antero-posterior y de vibración y con ello, conseguimos un buen masaje de las encías, además de una eficaz remoción de la placa bacteriana en esa zona.

Aún no hay comentarios

Dejar un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies