Go to Top

Técnica de cepillado y ventajas del cepillo eléctrico

La placa dental es una fina película insoluble que contiene bacterias anaerobias y aerobias, de textura pegajosa que se adhiere perfectamente a la superficie de los dientes. Los microorganismos que la componen encuentran un hábitat idóneo y en cuentan los sustratos que necesitan para su supervivencia, al estar adherida pueden llegar causar patologías como caries o gingivitis (inflamación de las encías) que en casos más severos pasará a ser otra patología, la denominada periodontitis que llegará a provocar la movilidad de los dientes.

De allí que sea tan importante la higiene dental y oral puesto que si la llevamos de manera adecuada y rigurosa no aparecerán dichas patologías.

La higiene oral se define como aquellos procesos de los cuales nos hacemos servir para mantener limpios los dientes, pero también la legua encías y las demás anatomías que constituyen la boca, la frecuencia con que se lleva a cabo es importante pero también la técnica que se utiliza para limpiar nuestros dientes, que nos ayudara a mantener las funciones de nuestra boca. Muchas patologías sistémicas se manifiestan a través de nuestra boca, es de vital importancia una higiene oral adecuada.

En reglas generales existen una serie de pautas generales:

  • Cepillar los dientes tres veces al día.
  • Selección de un cepillo adecuado.
  • Indispensable el uso de hilo dental para acceder aquellos lugares donde el cepillo no lo puede hacer.
  • Usar pastas fluoradas para mantener la salud de nuestro esmalte y evitar caries
  • El tiempo de cepillado debe ser al memos de 3 minutos.

Además de estas reglas generales realizar nuestra higiene oral con una buena técnica nos ayudará a conseguir una higiene oral perfecta, la técnica utilizada ira en función del tipo de paciente, si entra todo dentro de la normalidad la técnica más utilizada actualmente es la técnica de: “Bass modificada” que a continuación explicaremos:

Consiste en colocar el cepillo sobre la superficie del diente llegando a formar un ángulo de 45 grados entre encía y diente ya que de este modo el cepillo llega a penetrar las cerdas en el surco gingival evitando que se acumule placa en esta zona. Los movimientos deben ser circulares entre la encía y los dientes y acabando con un movimiento de barrido. Se trata de una técnica sencilla y eficaz que además de eliminar la placa de la superficie dental evita que seamos agresivos como se puede ser al darse movimientos horizontales que impiden controlar la fuerza y pueden llegar a causar daño en estructuras como el esmalte o encías.

El uso de un cepillo adecuado es de gran contribución a esta adecuada higiene. El cepillo manual no se debe seleccionar con cerdas demasiado duras ni suaves se debe seleccionar una cerda intermedia, aunque siempre será mejor el uso de suaves antes que el de duras.

En cuanto al uso del cepillo eléctrico es muy recomendable para aquellos pacientes que no tiene control de la fuerza o que padecen alguna afectación o disminución psíquica será de gran ayuda, en la actualidad existen diferentes tipos de cabezales por lo que ser portador de ortodoncia fija no es una limitación para este tipo de cepillos.

Tras numerosos estudios se constata sus ventajas, pero si se compara con el cepillo convencional con el objetivo de saber cuál de los dos se elegiría para eliminar más placa no existe preferencia entre los dos, ya que los dos tiene igual eficacia si la técnica frecuencia y tiempo de cepillado es el adecuado.

En Estudi Dental Barcelona cuando realizamos la tartectomia (limpieza) anual a nuestros pacientes, también se dan instrucciones de enseñanza higiene oral explicando técnica de cepillado y uso del hilo dental.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>