Pedir hora

 

Endodoncia

¿Qué es una endodoncia?

En Estudi Dental ofrecemos en nuestra clínica del centro de Barcelona, tratamientos especializados en Endodoncia. La Endodocia no es más que el tratamiento de la parte interna de los dientes y molares (muelas). Existen varias razones por las que un paciente puede necesitar una Endodoncia o  Tratamiento de los Conductos Radiculares de su diente o molar. Este tratamiento es comúnmente conocido como matar el nervio. En nuestra Clínica Dental, ESTUDIO DENTAL BARCELONA, contamos con profesionales Especialistas en Endodoncia, entrenados para realizar el procedimiento más adecuado para cada caso.

Las causas más comunes que conllevan a este tratamiento, son las caries muy profundas que llegan al nervio y las fracturas de dientes o molares (muelas) que exponen el nervio y por tanto producen mucho dolor.

Tipos de endodoncia

Endodoncia por caries dental

En el caso de la caries profunda, es importante destacar que se pueden dar 2 procesos.

  1. La caries puede hacer que el nervio se muera lentamente, sin que el paciente sienta prácticamente ningún dolor. De este modo, el nervio comienza a necrosarse (morirse)  produciendo una infección, que desencadena una reacción inflamatoria y destruye el hueso que rodea al  diente. En estos casos, los síntomas suelen ser  molestia al masticar y/o una sensación de latidos o punzadas alrededor del diente. Ante estos síntomas de infección,  el diente debe ser tratado de inmediato, ya que en muchos casos, si el paciente ignora estos síntomas de dolor leve, entonces  se forma el absceso o flemón, que produce una inflamación intraoral (en la encía) y a veces  si es muy severo, produce una inflamación extraoral (en la cara). En ambos, casos el paciente siente dolor fuerte y debe acudir a la Clínica Dental,para que el Dentista Especialista en Endodoncia, le realice una endodoncia o tratamiento de conductos, comúnmente conocido como matar el nervio.
  2. El otro proceso, se da cuando la caries toca al nervio, pero el nervio sufre una inflamación aguda, desencadenando un dolor fuerte.  En este caso el paciente también debe acudir a la Clínica Dental, para que el Dentista Especialista en Endodoncia, le realice una endodoncia o tratamiento de conductos (matar el nervio).

Endodoncia por fractura dental

En el caso de las fracturas de dientes o molares (muelas), estas pueden producir dolor inmediato cuando el  nervio queda expuesto, porque  sufre un proceso inflamatorio y produce mucho dolor.

Los casos de fracturas pueden ocurrir por varias causas.

  1. Caries profundas que no han sido detectadas por el paciente, ya que se inician entre la unión de los dientes y el paciente no sabe que esta caries está allí. Generalmente el diente o molar (muela), se fractura cuando el paciente está masticando y a partir de ese momento, comienza a sentir dolor con el agua fría, dolor con el aire y dolor al masticar, entre otros. En este caso el paciente también debe asistir a la Clínica Dental, para que el Dentista Especialista en Endodoncia, le realice el tratamiento de conductos o endodoncia (matar el nervio).
  2. Las fracturas también se pueden producir por traumatismos, bien sea por caídas, por masticar algo duro inesperado o por golpes recibidos en la cara por accidentes, entre otros. En estos casos los dientes pueden tener muchas respuestas diferentes, pero si el traumatismo produce exposición del nervio, y por tanto, dolor severo sin tocar el diente, un dolor espontaneo o  dolor solo porque entre el aire a la boca; entonces deberá ser tratado en la Clínica Dental, por el Dentista Especialista en Endodoncia, mediante un tratamiento de conductos o endodoncia (matar el nervio).

Dolor en dientes con el nervio ya tratado

En los casos en donde hay dolor en dientes que han sido tratados previamente, por lo general el diente está sufriendo  un proceso infeccioso  por microfiltración de bacterias o por fractura. Estos casos son muy complejos y deben ser valorados y tratados por el Dentista Especialista en Endodoncia. En los casos en donde el diente o molar (muela) pueda ser tratado nuevamente se realizará una REENDODONCIA, que consiste en la limpieza y desinfección del diente o molar afectado.

Otros casos que deben ser tratados por un endodoncista

Traumatismos dentales sin exposición del nervio

Aunque en algunas fracturas de dientes, molares o muelas, no se produzca una exposición del nervio, es muy importante que se acuda a la Clínica Dental, para ser valorado y controlado por el Dentista Especialista en Endodoncia, ya que derivado de estos traumatismos y con el paso de los meses, pueden darse cambios que traigan consecuencias negativas a los dientes afectados.

Fractura dental

Solo fractura sin exponer el nervio a la superficie y por tanto no necesitará tratar el nervio, pero si una valoración y control con el especialista en endodoncia.

Dolor dental al tacto o al masticar

Traumatismo con o sin fractura dental sin exponer el nervio, pero que produce dolor al tacto y al masticar. Esto se debe a que se ha producido una inflamación de los tejidos periodontales (encía), alrededor del diente y por tanto, se requerirá una evaluación del nervio por parte del especialista en endodoncia, para valorar si el nervio está afectado o no, con controles sucesivos, durante un periodo  de hasta 1 año.

Movilidad dental

Traumatismo con o sin fractura dental, sin exponer el nervio a la superficie, que produce movilidad del diente y por tanto, dolor ante cualquier contacto con el diente afectado. En este caso, el diente y el nervio también deben ser evaluados por  el especialista en endodoncia, con  controles sucesivos durante 1 año.

Intrusión dental o extrusión dental

Traumatismo con o sin fractura sin exponer el nervio a la superficie, en donde el diente se introduce en el interior de la encía, se ve más corto o el diente se sale de la encía y queda más largo de lo normal. En ambos casos deberá ser valorado y tratado por el especialista en endodoncia.


VER PRECIOS DE ENDODONCIA

Pasos para una endodoncia

El tratamiento de endodoncia o comúnmente conocido como “matar el nervio del diente” es llevado a cabo por un endodoncista, siguiendo una secuencia de pasos muy precisos.

1. Pruebas diagnósticas para la endodoncia “matar el nervio”.

En este caso, el endodoncista realiza varias pruebas en la zona afectada, para detectar el o los diente/s de donde proviene el problema.

Con la ayuda de un instrumento, bien sea el espejo o la sonda de exploración, el especialista en endodoncia percute la o las piezas sospechosas y allá en donde hay alguna reacción, se presume que es donde está el problema.

Tras la prueba de percusión y según la respuesta obtenida, el endodoncista procede a realizar pruebas de vitalidad pulpar, es decir, valora a través de estímulos térmicos frio y/o calor, si el diente responde, con esta prueba,  determina si el nervio del diente se encuentra sano o si por el contrario, tiene algún tipo de afección irreversible.

Por último, tras localizar la zona y/o el diente, el dentista procede a realizar una radiografía periapical para confirmar la pieza a tratar, además para poder analizar cómo es la anatomía del nervio y por tanto, la dificultad que tendrá el tratamiento de endodoncia al momento de realizarlo.

2. Preparación del diente al tratar el nervio “matar el nervio”

Una vez que el endodoncista ha anestesiado la zona, procede a realizar el aislamiento del o los dientes a tratar, este paso es indispensable para el éxito de la endodoncia, ya que si el diente no es aislado, entonces no podrá desinfectarse correctamente y con el tiempo el tratamiento de endodoncia fallará.

Una vez aislado el diente, se procede a eliminar la caries o el tejido afectado, para acceder al nervio que se va a tratar. Este nervio o lo que queda de él, se retira progresivamente mediante la utilización de limas que se irán introduciendo, dentro del o los conductos de la raíz dental, es decir, se introducen por la vía en donde se encuentran los nervios que se quieren retirar.

Entre cada lima, el dentista especialista en endodoncia, debe irrigar, es decir, debe lavar el área con un desinfectante que ayude a la eliminación del contenido bacteriano, que suele haber dentro del conducto del diente.

3. Obturación de los conductos radiculares

Una vez que el diente ya está completamente limpio y preparado, el dentista procede a rellenar los conductos en donde originalmente se encontraba el nervio con un material biocompatible, capaz de mantener esa vía sellada y protegida de las bacterias.

4. Restauración del diente con composite o endocorona

Este es el paso más importante para el éxito del tratamiento de endodoncia, tras “matar el nervio”, el diente debe ser sellado con una restauración de composite (empaste) o con una endocorona o corona de porcelana (funda), según sea el caso, para asegurar la sobrevivencia del diente por muchos años.

LA PRIMERA VISITA ES GRATUITA

¿Prefieres que te llamemos?
Háznoslo saber y lo haremos

PEDIR PRIMERA VISITA GRATUITA

Nuestros Casos Clínicos hablan por sí solos

1 Comment

Dejar un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.