Todo lo que debes saber de la ortodoncia lingual

Actualmente existen muchos tipos de tratamientos para posicionar adecuadamente los dientes y uno de ellos es la ortodoncia lingual. 

La ortodoncia lingual es un tipo de tratamiento ortodóntico donde los brackets, como su nombre indica, se colocan por la parte lingual de los dientes, es decir por la cara interna de ellos. De esta forma es un tratamiento estético e invisible desde el exterior. 

¿Cuáles son sus ventajas?

Al colocarse en la cara interna de los dientes, resulta un tipo de ortodoncia invisible por lo que no se ven desde afuera, y se puede sonreír sin ningún problema porque nadie notará que llevas ortodoncia y no interferirán en tu día a día. Por lo que es ideal para profesiones como modelos, actores y presentadores. Los brackets son ultrafinos por lo que hace que su comodidad sea mayor par el paciente. 

Estos están personalizados a medida de cada diente, por lo que hace que su comodidad sea mayor y tener mayor precisión. La higiene es mayor ya que la lengua produce una autolimpieza constante. La ortodoncia lingual es válida para tratar cualquier tipo de malposición en los dientes, incluso los casos más difíciles. Se utiliza la tecnología más avanzada consiguiendo de esta forma los mejores resultados. 

 

¿Y sus desventajas?

El tratamiento con ortodoncia lingual suele durar más que la ortodoncia con otro tipo de aparatología fija. Llevar los brackets por la cara lingual de los dientes hace que haya un roce continuo con la lengua, lo cual cuesta unos días más acostumbrarse a ellos. Los pacientes pueden presentar al principio alguna dificultad en la pronunciación de algún fonema, por lo que recomendamos hablar en voz alta para acostumbrarse a ellos. 

La técnica de trabajo es más sofisticada y los materiales son de costes mayores por lo que el precio de este tipo de ortodoncia es más elevado que los tratamientos convencionales. 

¿Cómo es el proceso de la ortodoncia lingual?

La ortodoncia lingual se inicia con la realización de un estudio de ortodoncia completo, el cual incluye: análisis de fotografías extraorales e intraorales, radiografías, un estudio cefalométricos y una exploración clínica. De este modo el ortodoncista elabora el diagnóstico con exactitud y se realiza el plan de tratamiento adecuado a cada caso. 

Una vez se tiene toda la información, se explica al paciente su diagnóstico y plan de tratamiento a realizar, en este caso la ortodoncia lingual. Después de toman los registros para la fabricación personalizada de cada bracket lingual. Al cabo de un mes aproximadamente, se colocan los brackets linguales tanto en la arcada superior como en la inferior. 

Mensualmente se acude al ortodoncista para realizar los controles correspondientes. Una vez terminado el tratamiento, se colocan las retenciones fijas y removibles. 

¿Para quién está indicada?

Este método de ortodoncia es el idóneos para las personas adultas, que bien por razones estéticas ligadas a su trabajo o por complejos, aparcan un tratamiento de ortodoncia por no llevar aparatos visibles y también para adolescentes que pueden tener algún tipo de complejo para llevar aparatología visible desde el exterior. 



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies