Principios quirúrgicos básicos de la cirugía bucal

Los principios quirúrgicos básicos de la cirugía bucal se basan en la asepsia, la cirugía atraumática, el control de la posible hemorragia, y la utilización de medios técnicos y humanos adecuados. 

La asepsia

La cirugía antiséptica es aquella que esta libre de toda infección o contaminación por instrumentos o materiales empleados al intervenir al paciente.  

La asepsia del paciente se consigue mediante una tartrectomía antes de la cirugía, un buen cepillado dental, la preparación del campo operatorio estéril y los pacientes deben estar sin maquillaje y libres de objetos. 

También, se realiza la asepsia del cirujano y de los ayudantes mediante el lavado de manos quirúrgico, el secado con una toalla estéril y la colocación de ropa adecuada y guantes estériles.  

Todo el instrumental a utilizarse debe ser ser estéril y siempre que sea posible utilizar materiales de un solo uso. El mobiliario debe ser desinfectado con agentes químicos que contengan 1% de cloruro o glutaraldehido al 2%. 

La cirugía atraumática

El manejo de los tejidos durante la cirugía debe ser cuidadoso, ya que tejidos desgarrados y lacerados, se vuelven necróticos, lo que favorece la infección y finalmente se produce la alteración de los procesos de curación y cicatrización.. Así pues, las intervenciones quirúrgicas deben estar bien planteadas de antemano.  

El control de la hemorragia

Toda pérdida importante de sangre exige la reposición de líquidos, sangre o componentes de ésta. El tratamiento inadecuado de la hemorragia puede dar lugar a:  

  • Hematomas: colección o laguna de sangre en una cavidad anatómica.  
  • Equimiosis: extravasación de sangre en los planos titulares superficiales (piel y mucosas). 
 

Una extracción dental, sin el control adecuado de la hemorragia, puede dar lugar a una equimiosis de la mucosa oral. 
 

Los medios técnicos y humanos adecuados

  • Los ayudantes y personal auxiliar de campo: primer ayudante (conocedor de la técnica a realizar), instrumentista y auxiliar. 
 
  • La iluminación del campo debe ser con la lámpara del equipo dental, lámparas suspendidas en el techo. 
  • La aspiración quirúrgica.
  • La acomodación del paciente. 
  • El soporte y bandeja del instrumental. El instrumental seguirá el orden de uso de cada instrumento a lo largo de las secuencias operatorias. Después de su uso, colocar en el lugar donde estaban, para evitar el desorden. 
 
  • Las adaptaciones recomendadas en la clínica dental, si realizamos en ella cirugía bucal:  
  • Sala operatoria: sala más aislada de la clínica, retirar el material 
decorativo y mobiliario innecesario, medidas de antisepsia. 
 
  • Zona de almacén de materiales de reserva: gabinete aparte de la sala 
quirúrgica. 



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies