¿Cuál es el tratamiento para la periodontitis crónica?

La periodontitis crónica es una enfermedad infecciosa de avance lento que produce inflamación en los tejidos de soporte de los dientes. Esta enfermedad produce una pérdida ósea y causa una pérdida de dientes que afecta los tejidos que sostienen al diente tales como hueso alveolar, cemento radicular, ligamento periodontal y la encía.  

Es más frecuente la aparición en adultos, aunque existen algunas excepciones en la que se produce la aparición en adolescentes y niños como reacción a la acumulación de crónica de placa. Si no se trata puede llevar a la pérdida de todos los dientes de la boca. 

¿En qué consiste la periodontitis crónica?

Los hallazgos clínicos típicos en pacientes con periodontitis crónica incluyen acumulación de placa supragingival y subgingival, que por lo regular se relaciona con la formación de cálculo, inflamación gingival, formación de bolsas, pérdida de inserción periodontal y pérdida de hueso alveolar. 

La periodontitis crónica puede diagnosticarse mediante la detección de los cambios inflamatorios crónicos en la encía marginal, la presencia de bolsas periodontales y la pérdida de inserción clínica. Por medio de radiografías se la diagnostica por los signos de pérdida ósea. 

La periodontitis crónica es indolora, los síntomas pueden ser la aparición de dolor a causa de verse alguna raíz del diente afectada, ya que está expuesta a la sensibilidad del calor o frío. También la presencia de zonas de impacción de alientos puede agregarse a la incomodidad del paciente. Asimismo, puede haber sensibilidad gingival o “picazón”. 

Los factores que la provocan son sistémicos o los ambientales, que pueden ser la acumulación de placa, la diabetes, el hábito de fumar o el estrés. 

Los signos clínicos de la enfermedad son inflación, formación de bolsa, pérdida de inserción y pérdida de hueso, y se consideran un producto de los efectos específicos de sitios directos de la acumulación de placa gingival. 

Se puede clasificar según su localización, en: 

Periodontitis localizada: cuando se encuentra la enfermedad en pocos sitios y muestran una pérdida de inserción o pérdida ósea moderada. 

Periodontitis generalizada: se genera cuando la mayor parte de los sitios muestras la pérdida de inserción y ósea. 

Pérdida ósea vertical: se vincula con defectos óseos angulares y bolsas interóseas, mientras que la pérdida de ósea horizontal: se relaciona con bolsas supraóseas. 

¿Cuál es el tratamiento de la periodontitis crónica?

La gravedad del trastorno puede describirse como, periodontitis leve, se considera cuando se produce no más de 1 a 2mm de pérdida de inserción clínica. Periodontitis moderada, se considera cuando hay de 3 a 4mm de pérdida de inserción clínica y la periodontitis grave, se considera de este tipo cuando se reconoce 5mm o más de pérdida de inserción clínica. 

El tratamiento para la periodontitis de tipo crónica no existe. El tratamiento consiste en la detención de la progresión de la enfermedad y por lo tanto la detención de la pérdida ósea. Para que la enfermedad no avance es imprescindible realizar una correcta técnica de higiene bucodental, de esta forma controlar la placa bacteriana. Las pautas para el tratamiento son las siguientes, en primer lugar debería haber un tratamiento mecánico, un raspado con el cepillo por la zona gingival. Un buen tratamiento oral, también un raspado y un alisado radicular, a continuación se debería visitar al odontólogo para hacer una reevaluación del caso y si aún existe una periodontitis activa, se debe recurrir a la cirugía. 



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies